Testimonio de Esther

a.prieto | 15 Jun, 2016

Lograr que la gente se sienta como en casa en un tiempo record, no debe ser tarea fácil, y lo lograron sin mucho esfuerzo. Pero conseguir, que además todo el grupo quiera repetir, eso es tarea de profesionales, y como expertos en esos menesteres nos encontramos a Ángel y a Andreu, recibiéndonos, acompañándonos y haciéndonos sentir, parte de algo muy parecido a una familia.