Testimonio de Ana

Quiero destacar las PERSONAS

05 Jun, 2019

Testimonios
a.prieto

Bueno, bueno, bueno, pues parece que me han endilgao un trabajito…. Jejejeej, pasaba por allí…. Y ¡ven que te hago una foto! Y así empezó todo….
He tenido la inmensa suerte de poder contar mi experiencia en esta segunda parte del curso de Orientadores, en un paraje incomparable, Maimón, Córdoba. Lo cual sin duda es un empezar con buen pie. Rodeado de naranjos se alza un pequeño castillo, de belleza andaluza y de una acogida espectacular.
Comenzamos segunda semana del curso de orientadores, ya se fueron los nervios del principio, ya todos nos conocemos. Echaremos en falta a alguno que se nos dio de baja por una buena causa. Allí llegamos todos cargados de ricos manjares de nuestra tierra de origen y preparados a recibir montañas y montañas de información.
El lunes nos comunicamos verbal, no verbal y paraverbalmente. Una bonita dinámica, quedé enamorada de ese cojín con forma de corazón, tan “achuchable”. Gracias Mª Rosa por tu esfuerzo con el castellano y por tu cercanía, una agradable manera de comenzar la semana.
El martes con la promesa de dispensario empezamos con alegría, aunque de conflicto iba a ir la cosa, pero Inma nos lo trajo todo tan organizadito que daba gusto trabajarlo. Llegó el final del día y no hubo dispensario, (aquí metería la típica carita triste) pero un ratito al fresco superó las expectativas con creces.
El miércoles con MªJosé y su vitalidad, que gusto, que bonito escucharte hablar de tu equipo con ese cariño. Trabajamos sobre las dificultades de aprendizaje. Y por la tarde paseíto, una gran visita guiada por un auténtico enamorado de su tierra Córdoba. La catedral, singular sin duda, las calles, los rinconcitos y callejas; … para terminar una cena de productos típicos de la zona.
Parece que la semana se acaba no sin antes trabajar en algo tan importante como la protección a la infancia, siempre velando por la seguridad de nuestros menores. Y por la tarde a pensar un poquejo…. Hay que comprender que jueves, tarde …. Pues parecía que salía humo de nuestras cabezas, menos mal que la profe fue comprensiva. También vimos el trabajazo hecho por algunos de nuestros compañeros, paisajes de aprendizaje muy currados. Y para finalizar y desentumecer el esqueleto un poquito de baile y unas risas con GRANDES PERSONAS.
Evaluamos y de vuelta a nuestras ciudades, con la propuesta de una tercera semana en “Las Avellanas”.
Si hay algo que quiero destacar de este curso son las PERSONAS, de verdad que me he sentido tan bien en este grupo que haría 1, 2 o tres semanas más si hiciera falta. Y qué decir de nuestros acompañantes, Ángel y el Hermano Andreu, siempre pendientes de nosotros, de acompañarnos y hacernos más llevaderos los descansos recordándonos la importancia de comer fruta.
Mil gracias por este regalo, de verdad, lo importante al final es crear redes y el objetivo está superado con creces.

Ana López Álvarez. Colegio Nuestra Señora de la Fuencisla. Segovia. Prov. Compostela. 



Autor foto: 
Ángel Prieto Hernández
Pie de foto: 
Participantes de la Provincia de Compostela en la acción formativa de Equipos de orientación.